10 de abril de 2009

ASESINATO DE JESUCRISTO

La verdad es el arma más potente en manos de la Vida.
Wilhelm Reich

Mis primeros conocimientos sobre Wilhelm Reich (cuidado al leer este artículo, que enlazo, pues expone de forma parcial e incompleta) se remontan a mis dieciséis años, y a la revista Triunfo... Bien lo sabe mi amigo León Cubero, bien. Luego a una edición de uno de sus primeros libros, en castellano, en Méjico, editorial Roca, recuerdo. Aparece en mi obra, en la dedicatoria de un poema de Quaderno de dexados. He leído todo lo que he podido pillar sobre él. Lo que me maravilló fue su teoría del hombre pequeño, y más que nada busqué el desarrollo de la misma, del enano mental, que llamo yo: dicha teoría supone que en la historia y sociedades humanas siempre hay una constante, a tener muy en cuenta si queremos ver la realidad y analizar lo que sucede, los hechos sociales e históricos, la propia vida social... Que es la siguiente: cuando surge alguien inteligente, alguien que aporta algo realmente bueno, afirmativo, claro, amoroso, constructivo, original, favorable a todos y liberador para toda la humanidad, paralelamente surge el hombrecito pequeño, el enano mental, que ningunea aquello, se hace con el santo y la limosna y lo usa para destruir la humanidad y destrozarla, imponiendo y mandando, y usando a aquello que libera, para encarcelar, aquello que es paz para guerra, aquello que es riqueza en negocio, aquello que es bien común en bien particular, aquello que es comunitario en particular, confunde el beneficio de todos a los recursos de la tierra con el Mercado y sus leyes, la riqueza que a todos debe atender en sus necesidades en el Capital para algunos que son ricos, mientras otros no tienen nada, etc., haciéndose con el control de la idea del fundador. Puede ocurrir con ideas, usos, máquinas, utensilios, costumbres, usos, personas, recursos, filosofías, religiones, moral, sabidurías... No necesariamente va referido a hombres excepcionales, sino a todo lo que construye, hace, edifica, libera... Por ejemplo, Cristo y san Pablo y los papas; Mahoma y los califas; Marx y Stalin, el socialismo y el psoe, como ejemplo de algo muy cercano, el juego por el juego y la diversión y la alegría y los deportes y la Liga Profesional de Fútbol, o la ludopatía, la celebración de la vida, abrir la mente y el cuerpo a conocimientos diversos, mayores, mediante el uso de sustancias de manera sana y libre, incluso que curan enfermedades, palian locuras, atemperan el alma, y la drogadicción... La idea de libertad y la democracia... Etc. Que ahí puede el sabio lector aplicar la vara de medir en sus realidades cotidianas. Porque no hay nada malo en sí y por sí, sino el uso diverso que se le da.

Bueno, luego sigo, que llevo un día como raro y voy a a comer algo: Continuaré hablando de ese libro, con cuya ilustración de portada inicio esto, cuyo título espero que asombre a la mayor parte del personal que me lee. Porque hablar con palabras gastadas de la pasión de Cristo, crucifixión y muerte y todo eso ya no nos dice casi nada. O no dice casi nada a la mayoría, acostumbrada a repetirlas, acostumbrada en los telelesdiarios a oír de todo eso elevado al cubo. Palabras gastadas. Sin embargo, si oímos o usamos otras que dicen lo mismo, y atenuado (porque crucifixión es horrenda y fuerte de por sí; pero hemos perdido el tacto con ella..), como asesinato, pone realidad en el contexto...
Hasta luego...
Vuelvo y ni sé qué decir de este inquietante libro, que leí con avidez allá por los primeros años ochenta. Inquietante y valiente, positivo y desvelador de la mentida vida, saber, artes, sociedad, ciencias y política en qué vivimos. He estado por sacar las citas que tengo anotadas acá y allá, alguna demasiado fuerte y certera, desoladora y con su punto de auténtica bomba a la línea de flotación del pensamiento y vida débiles y ñonas, fatales y turbias que hoy dominan; pero prefiero este texto largo que habla del enano mental, que llamo.

El paralelo del pequeño hombrecito

En política, cada cual culpa al otro, nunca a sí mismo. Es hora de detener la inculpación del chivo emisario. Es hora de ver lo qué divide a la humanidad. Es la plaga emocional, llamada “pecado” en el cristianismo. Es el acorazamiento que convierte al hombre en un ser indefenso y postrado. Es nuevamente la coraza, que es el terror a la Vida viva, fluyente, la que crea a los sargentos de la plaga, que se convierten en los sargentos de los ingentes ejércitos de naciones diabólicas.
PARA CADA GRAN PENSAMIENTO HUMANO QUE LUCHE POR EL DENOMINADOR COMÚN DE LA HUMANIDAD, HAY UN PARALELO DEL PEQUEÑO HOMBRECITO QUE FRUSTRA CADA UNO DE LOS PENSAMIENTOS PROMETEDORES DEL HOMBRE.
No tiene sentido pensar nuevos pensamientos liberadores mientras Modju, el paralelo del pequeño hombrecito, continúe arruinando la buena labor. He aquí unos pocos ejemplos de paralelos del pequeño hombrecito de grandes principios:

(he puesto el pensamiento creador y abajo el paralelo del pequeño hombrecito. Y entre paréntesis alguna actualización que he considerado. Ponga cada quien la suya)


El Dios de Moisés
Jehová vengativo que castiga

Pescador de Hombres
Guerras santas, cruzadas, jusuitismo, (opus)

El cielo de Cristo en la tierra
Los ángeles de Pablo en el cielo

Libertad
Puedo-hacer-lo-que-quiero, libertinaje, parlotear obscenidades

Ama a tu prójimo
Teme a tu prójimo y palméale las espaldas

La Regla de Oro (el amor)
El compromiso desprovisto de principio

El éter como sustrato general
Un éter específico para cada función natural

Libre empresa
Robo, coacción, engaño, encarcelar al competidor

Discriminación, represión y odio respecto a las antividades antiamericanas
Antiamericanismo, persecución de toda verdad que no gusta

El trabajo humano crea plusvalía (Marx)
Los campos de trabajo forzado de Rusia (Stalin)

Interrelaciones humanas
Política, poder sobre los hombres

Conocedor
Experto, autoridad

El abrazo genital, apareamiento
Hacer el amor, acostarse con una mujer

La Ley
El burócrata, el hacedor de leyes

Actividad revolucionaria subterránea
Espionaje diplomático internacional, subversión

El rebelde contra la injusticia social
El ladrón de bancos

La sociedad
El Estado, lo estatal, el Socialismo

La contribución a la seguridad social
Imponer contribuciones gravosas a los ricos y al esfuerzo individual

Organización laboral
El jerarca sindical

Pensar libremente
El librepensador

Lucha contra la explotación industrial
Yo también, un hombre rico

Líder, guía, consejero
Dictador, tirano

Lucha contra dictaduras
Difamación y persecución de la libertad y de las ideas pioneras

Libertad de expresión
Disparársele a uno la boca


Crítica objetiva
Difamación personal y mentira

Libre competencia de esfuerzo
Aplasta al pequeñito

Lucha honesta
Acuchillar por la espalda

Libertades civiles
Credulidad; tolerancia de asesinos furtivos

Justicia
Acusaciones, persecución

Emoción de la aventura
Aventurerismo, asesino de la carretera, (parques temáticos, turismo rural, deportes de riesgo)

Deporte (ejercicios, juegos)
La quiniela (la liga de fútbol)

Destructividad humana
Instinto de muerte

Buscar y encontrar a DIOS
Letanías, Ku-Klux-Klan, agitaciones religiosas

Relaciones diplomáticas entre naciones
Relaciones internacionales del tipo de comunes ladrones de caballos

Potencia orgásmica
Salvación, redención sin esfuerzo

Sublimación de impulsos secundarios
Esnobismo cultural

Moralidad natural
No lo hagas, no lo toques

Autorregulación
El ideal del regúlate a ti mismo

El luchador por la libertad humana
El mercachifle de la libertad

Psicología científica
CUALQUIERA es un sicoterapeuta

Neurología científica
Cirugía del cerebro en caso de enfermedades mentales

Descarga curativa de bioenergía reprimida
Tratamiento de shock indiscriminados, dale un shock

El pueblo, soberano
Viva el soberano

Nación
Raza

Democracia social
Dictadura del proletariado

Defensa Nacional
Jefazo, juker en uniforme

Socialismo
Capitalismo de Estado

Sacerdote, hombre de Dios
El intermediario religioso

Plaga emocional
Una plaga, todo lo que no me gusta

Dar
Chupar del que da hasta dejarlo seco

Dar y tomar

Tomar y nunca dar

Verdad
Escuchar a escondidas

Cazar
Matar a cada ciervo que encuentras

Pescar para comer
Pescar para herir a los peces

Administración social
Gobierno sobre el pueblo, ESTADO

Funcionarios públicos
Hombrecitos que pulsan botones

Convencer a los hombres de un logro
Ser "reconocido"

Reportero, periodista
Asesinato del carácter, calumnias, difamaciones

Economía social
Maquinaria del Estado

La gente que sabe
La gente que calla

El crítico
Yo también…

El orgomonista médico
El exprimidor de músculos, el apretador de corazas

Reír
Reír tontamente

Una fundación de investigación
El fundamente de un salario libre de impuestos

Silvicultura
Talar todos los árboles

Ahorro de dinero
Usura

Abundancia
Derroche

Economía de productos
Mercado negro, inflación de precios

Herencia de características
Segregación racial, degeneración hereditaria

Genio
Chiflado

Niño sano
Niño que estorba

Payaso de circo
Bromas en la radio para satisfacer el gusto


---

APÉNDICE

Poema de mi libro Quaderno de dexados, 1986, que abro con una dedicatoria a Reich, por el tema que abordo, y su terrible verdad, evidentemente metafórica; pero no por eso mismo más tremenda: el inquisidor bebedor de sangre y devorador de pan-carne humana y viva, la Iglesia comulgante de esa misma sangre y carnes, por boca y barbas del pesquisidor carnívoro cuchillo, la de los cristos asesinados para devorarlos. Y quien dice la Iglesia dice todo el Poder, y sus Maquinarias, Crisis, Bancos, Capital, Mercado, Consumos, Trabajos, todo el Explotador y dominador y sojuzgador de la Vida... Esto es una metáfora desaforada, un grito de poeta que se rebela y revela eso mismo, en una explosión de lo terrible, una metáfora de lo bestial y de la Bestia, del Mal, del Capital y de los malos...
Creo que eso mismo dejó confundido y escandalizado al jurado del premio al que presenté el libro, los Premios de la Prensa 1986, que aunque fui al finalista que quedó solo y ganador, decidieron dejar el premio desierto contra las normas del propio premio que lo impedían, que expresamente lo impedían. Desde ese año no se convocó más... Y en ese poema ya se desvelaba, de alguna manera, a aquellos inquisidores que lo fallaron... De rebote. Comprendo que es una exageración e infundio grandes, que aluden a gran verdad y que sólo la poesía puede decir de esa manera, como algo visionario y atroz, y decirlo sin salpicarnos. Todas las imágenes las intenté expresar en esa forma, con esas palabras que eran entonces en las que mejor podía, o eran las precisas del poema. Una interpretación de la misa o el banquete de sangre y pan-cuerpo-carne de algún cristo. Una especie de devolución de la pelota. En su momento ese poemario pasó por cierto malditismo. Y rebelo todo esto en esta noche larga, en la que dios está muerto, el Cristo yace muerto en su tumba, asesinado, como la semilla, para resucitar, nacer, florecer y vivir en primavera. Y vivir para siempre como Lázaro, que anunció ya la inmortalidad. Incluso juego con el espanto del habitante de la noche, lo que es una extrema ironía, elevada al cubo. El poema tiene matraca y detalles como ese, y a mí todavía me sorprende y me alucina por su ferocidad deslumbradora con la forma precisa, certera y tremenda, que va de las pequeñas fruslerías, las manchas o las migajas en la boca y barbas del devorador al viaje de esas inmundicias a esta época, y al futuro...
En este caso el pequeño hombrecito, el enano mental o el hombrecillo paralelo aparece subterráneo, no es casual, y devorador. En mi poesía no hay casi nada al buen tuntún de lo que los malos poetas llaman inspiración, o la sensibilidad, o porque es capricho y maturranga barata de lo que llaman, con falsedad absoluta, libertad creativa. Todo es un alambicado edificio tramado, palabra a palabra, con razones y no con sensibilidades, palabra que no tiene nada que ver con la poesía, como no se hacen con sensibilidades esculturas: para transfromar la piedra dura en hermosura, belleza, aire si hace falta o agua, cuando no idea, o alto pensamiento, incluso éxtasis o dios, hay que saber labrarla, tener técnica y labor, es más el trabajo lo que hace la poesía que eso de la sensibilidad y otros gatuperios que escudan a los malos poetas, que creen que por mucho marketing y repetición de eso de sensibilidad, sensible y otras muestras del yo-en-egoísmo-y-endogamia y venga que dale, hacen verdad lo que no es más que gazmoñería barata, sensiblería tonta, malas artes, ñoñez, tal vez falta de inteligencia y mucha vagancia y poca vida en el disfrute de la transformación de la lengua común en poesía, que esa es la meta, lo mismo que la del escultor, el constructor de catedrales o el pintor o músico, que transforman los sonidos habituales en música, catedrales la piedra, esculturas el mármol o el basto granito, pinturas bellas el color sobre una superficie. Bueno, me paro que desbarro en las notas que van cayendo por aquí en una suerte de poética atroz y tremenda contra la mala poesía que se vende y se subvenciona, hecha a golpes de sensibleces más que a trabajo y arte, que es lo mismo que si hago con eso una escultura, nada y bobo... El sentimiento, la sensibilidad, la altura de miras es algo que están, o deben, en toda persona, y por supuesto en el poeta, que debe cuidarlos, no ya para hacer su poesía sino para construirse como persona. La poesía es otra cosa.





ALARIDO LUMINOSO
ESPANTA A HABITANTE
DE LA NOCHE



A W. Reich



Como la hiedra abraza muros, murallas,
torreones derruidos,
la noche abarca su cuerpo noctivago.
Los corredores de palacio resuenan de alas
que voraces vuelan volcadas al lecho
mazmorrizado en que amigo encadenado espera
besos y muerdos de su ser de tinieblas,
animal de oscuridades tunelarias.
Yace pobre en suelo sotanal
donde humedades estalacmitan dolores dados,
daño.

Su boca animalesca se abre y arremete lábil,
-acostumbrada al púlpito, al tribunal y al coro-
murciélago, vampiro descolmillado, voraz lobo,
y come y masca la entrepierna
que dulzona sangre mana.
Gritos terribles -más que la noche-
irradian en el aire una luz
que lo apaga.

Pasos atrás el Inquisidor resbala hacia el alba.
Sacude suciedades en la pechera armiñada,
con el embozo de su capa
limpia la boca y las barbas,
tanto,
que a esta edad llegan máculas.

7 comentos:

Ana dijo...

Es muy certero lo que has colocado hoy, esto del asesinato de Cristo, por otro lado es impresionante leer a Reich, teniendo en cuenta que era psiquiatra, trabajó en psicoanálisis y no solo eso sino un hombre sumamente lúcido, quizas demasiado....
Un beso

Ana dijo...

Te pego un enlace que tal vez te interese:
http://www.scribd.com/doc/2058264/Wilhelm-Reich-Escucha-pequeno-hombrecito
Otro beso

agustinromerobarroso@gmail.com dijo...

Bueno, aún no acabé de poner todo lo de esta entrada. Eso era sólo una presentación. Sí, a mí Reich me parece demasiado lúcido para los hombres y mujeres normales, y en el destello de sus ideas hay algo, bastante, de lo que debió ser. Pero ya lo dijo Cervantes: la inteligencia granjea desdichas, o como me encanta decirlo a los cebollinos sabihondos, enteradillos con mando, sobre todo mando y dominio: a mayor cacumen, más desamparo. Con lo que dice Reich en ese libro, del sempiterno asesinato de Cristo, se da cada día, a cualquier hora, en todas parte, y es constante..., tal vez para nuestra redención. Me sorprende la interpretación tan acertada que hace del crsitianismo y sus valores, tan sofisticada y certera, al mismo tiempo, inquietante y desoladora. Los mitos de la muerte, resurrección, suplicio, traición, transustanciación del vino y pan, última cena, salvación humana... Todo eso recobra un sentido que tal vez, a lo largo de los siglos, se ha perdido en hojarasca crédula, vacía, oficial, burocrática, "teológica" y universitaria, saber oficial secuestrado y dominado, etc.
Es un gran aliciente espiritual e intelectual, que viene a ser lo mismo, en su época y en esta época canalla de brutalidad animalesca y simiesca mueca de intelectualidad, expertos y autoridades (tanto las referidas al que manda como al enterado y "dominador" de algún asunto que llaman de intelecto). Evidentemente está falto de actualidad, desfasado en detalles, y errado en alguna postura cuanto menos que discutible. Pero válido como principio y seminal empreñador de ideas, aportes, prospecciones, perpectivas...

Pos dos besos

Aa dijo...

Mi quiero acordar del título del libro que leí de Reich y no soy capaz. Tiendo a creer que cada cual va siempre escribiendo el mismo libro, pero quizás tendría que volverlo a leer de la misma manera que hace unos días me vi "El padrino" otra vez. Porque ahora le sacaría más jugo.
Muy buena entrada y salida.

agustinromerobarroso@gmail.com dijo...

Marta: Bueno, tal vez sería el más difundido, "la Función del Orgasmo", que se vendió con un diario de la capital de España, en una colección de ensayos, creo... Hay mucho de Reich en Siglo XXI...
Bueno es que me ha salido sobre ruedas, porque el poema se alumbra bastante con lo tratado en la primera mitad, y lo pensé y vi la oportunidad de ponerlo, que esto va de poesía que parece que hago de soslayo, con miedo, pidiendo perdón, que no sé por qué. Mi poesía huye, en lo que puede, del yo y eso de "mis" sentimientos, excrecencia romántica que domina la mayor parte de poesía de los tantos poetas de este país de todos los demonios poetas...
En fin, se hace lo que se puede. Muito oubrigadihno, como siempre.
Ah¡, ya sé la razón de confundir la D de Domínguez con R de Rodríguez; que creo puede ser la R esa que marcas en Marta-"R." Domínguez Senra. Pudiera ser...
Un beso

Ana dijo...

Agustín, lo que escribís es tan REAL y certero en su denuncia y tan claro, tan rotundo, que me cuesta creer lo que escribiste que te ha sucedido con el premio, es increíble. Agustín, ese poema y lo que DICE y sugiere y COMO lo dic, solamente puede espantar a un inquisidor, nunca a un alma libre.
Un beso

Ana dijo...

“..En cualquier caso, fuera como fuera, era paz lo que seguramente ansiaba y necesitaba, lo que necesita todo creador, alguien que ha nacido con la maldición de no resignarse a esta realidad que le ha tocado vivir; alguien para quien el universo es horrible, o trágicamente transitorio e imperfecto"..
Abaddón el exterminador Ernesto Sábato

Publicar un comentario en la entrada

¡ATENTO!
Si haces un comento, porque esta entrada, vamos, su contenido, te ha impelido a ello, es muy de agradecer. Toda idea, pasión, impulso, emoción, expresadas en comentario, son muy agradecidas por el autor, y seguro que por los lectores de este sitio. No hay ninguna cortapisa, como en casi todos los lugares que ponen mucha traba. Hay algo que se llama libertad, y que debes ejercer libremente. Así que distingue bien entre las ideas, los sentimientos, las pasiones, la razones y similares. No son respetables; pero cuida, que detrás hay personas. Y las personas, per se, es lo único que se respeta en este lugar. Muy agradecido y mucha salud, que no te canse.