31 de diciembre de 2008

ÓRBITAS AZULES/AÑOS AZULES


La tarde de año viejo recordé vivamente una de las muchas navidades que he vivido solo y de forma especial.
Ocurrió como hace treinta años y fue en Cáceres. Compartía un piso con cuatro compañeros y en las fiestas navideñas no estarían allí. Irían volviendo después del quince de enero… Así que recuerdo que me vine a Llerena y estuve hasta Nochebuena, y el mismo día de Navidad me fui otra vez a Cáceres. Deseaba estar solo, retirado, eremita…
En la casa había un tocadiscos estupendo, con una buena cantidad de discos. Recuerdo especialmente los de Roxy Music y los de Sisa hasta la fecha. Bueno, pues me dio por escuchar a Sisa, y concretamente su disco Galeta Galàctica. Lo escucho ahora mientras escribo esto, con la misma delectación que entonces, la misma magia y la misma intención. Cierto que me despedí del año escuchando a Sisa. Y también me despedí de este pasado. Entonces y ahora. Tengo el vinilo del disco de Sisa y lo tengo en CD… En vinilo está cansado de tanto uso. Es uno de esos discos que no se cansa uno de poner… Hablando de cansancios.
Me pega, me da, me impacta, ahora, Òrbites Blaves, la canción séptima de las ocho que componen el album… Voy al buscador de Internet…, ¡y no hay nada de la misma! ¡Decididamente pienso que todo eso que se baja y se sube de Internet es basura! Lo bueno sigue permaneciendo oculto a las masas deseosas de consumo, a lo que constituye ya la chusma. Así que transcribo la cancioneta, con la versión que entonces, hace casi treinta años, hice y que ligeramente retoco y recomiendo vivamente que la escuchen lo antes posible, tal vez bajada con Emule o por otro medio. Ofrezco El cabaret galàctico, como poco.


ÒRBITES BLAVAS

1. Sents l´enyor del paradís.
Tens un sumrís llunyà i estatic dins el cor.
Quant tantes mans s´han diluït en el cel fosc.
Tens peus de sorra, ales de foc i un vell desig.

2. Hei! Salta y vola, que el ocells et faran lloc.
Hei! Entre núvols tens la màgia d´altres mons.
Boscos i carenes els veuràs petits.
Suaus lligams i trenes nuaran els remolins.

3. Entra al somini eteri, ja és nit, s´amaga el sol.
Fon les maaravelles que t´hi trobis en records.
Trenca els calendaris, jo tinc tots els anys.
Surt de dins l´armari, et diria el meu germà.

4. Lluny de nius i branques, dalt els cims, sota els barrancs
Jo seré el teu guía si és que em vols acompanyar
Mira quin paisatge s´obra a nostres ulls
No facis viatges si no tens el vol segur.

ÓRBITAS AZULES

1. Sientes añoranza del paraíso.
Tienes sonrisa lejana y tranquila de corazón.
Cuando tantas manos se han diluido en cielo negro.
Tienes pies de arena, alas de fuego, un viejo deseo.

2. ¡Hei! Salta y vuela, que los pájaros te dejarán.
¡Hei! Entre nubes tienes magia de otros mundos.
Bosques y colinas verás pequeños.
Suaves lazos y trenzas liarán los remolinos.

3. Entra en el sueño etéreo, ya es de noche, se esconde el sol.
Funde en recuerdos maravillas que encuentres.
Rompe los calendarios, tengo todos los años.
Sal del armario, como diría mi hermano.

4. Lejos de nidos y ramas, sobre las cumbres, bajo los barrancos.
Yo sere tu guía si es que me quieres acompañar.
Mira qué paisaje se abre a nuestra vista.
No hagas viajes si tu vuelo no es seguro.

ESCRIBIR&FOLLAR;





Aquest Any Follarem Com Folls

De peu, de genolls, asseguts, estirats

Al metro, a la cuina, a la platja, al terrat
Amb boina, amb ulleres, vestits, despullats.
Borratxos, serens, adormits, excitats

Aquest any follarem com folls
una cosa espectacular
Serà un polvo atòmic supersònic
Una producció per tots molt esperada

Pero a l’hora del lector i
desde la galàxia Gutemberg

Aquest any llegirem com folls
una cosa espectacular
Sera un llibre atòmic supersònic
Una novetat per tots molt esperada.


Este año follaremos como locos

De pie, de rodillas, sentados, tumbados
En el metro, en la cocina, en la playa, en la azotea
Con boina, con gafas, vestidos, desnudos.
Borrachos, serenos, dormidos, excitados

Este año follar como locos
algo espectacular
Será un polvo atómico supersónico
Una producción para todos muy esperada

Pero a la hora del lector y
desde la galaxia Gutemberg

Este año leeremos como locos
algo espectacular
Sera un libro atómico supersónico
Una novedad para todos muy esperada.

Jaume Sisa

29 de diciembre de 2008

MUERTE




Mañana, si vivo del asco a estos impostores, que ni son judíos, ni na de na, sino meros representantes del imperialismo gringo, la vesania del Capital y su Mercado, la torpeza nazi en esa parte del mundo, de la muerte y de la estupidez violenta, escribiré -digo- algo meridinamente claro sobre este crimen navideño, este holocausto de los que se victimizan de holacaustados y todo eso... En fin... Tal vez en un poema al corte del maestro León Felipe.
Ilustración de Tasio, en azul

23 de diciembre de 2008

LO LIBERTARIO NINGUNEADO

Se trata de marear la perdiz, de no decir nunca lo que es, de darle vueltas con la rareza, de amagar y no dar en la certeza, de no reconocer lo que es evidente...
Las ideas de libertad fuera del Estado, de las instituciones, que son terror, lo mismo que la Costumbre, la Manía, lo de Siempre, todo eso es lo conservador en formol y muerte... Pero claro, estos periodistas de El País, ¿cómo van a decir eso, lo evidente?, si son el carquismo en marcha, lo instituido, el terror del mando y la Autoridad vestía de limpio...
Y todo se aclara si decimos que tanto Kafka como su paisano y escritor, Jaroslav Hasek respiran el aire libertario, anarquista contra todo lo que oprime, y lo más y mayor que lo hace son esas instituciones de mando y voto, por muy votadas que sean o fueren.
Pero los pprogres, los pp$oegres mejor, marean la perdiz, no dicen nunca lo que es, se dan mil vueltas, ramonean, que dicen en Llerena, los que cuidan ganado, a sus bichos cuando se hacen los remolones..., amagan y no dan certeza o lo atribuyen a rareza, a algo extraño o genial de Kafka o Hasek; no reconocen lo evidente y corriente..., tratan de contener ese mar en los cuencos de sus pobrecitas manos mentales. Como casi todos los intelectuales de pacotilla, esos seguidores del ministro poeta, el culturetariado militante y de trinque.
Porque para estos listos escribidores en el diario El País, y para sus cultos lectores, esa lindísima pprogresía cañí, se trata de ningunear, relativizar la verdad, tendente a llenar sus molleras de esas medio mentiras con las que viven y propagandean desde ese púlpito lo suyo, el terror cotidiano de lo suyo.
Sin libertad, sin lo libertario, sin la anarquía concebida como la máxima expresión del orden, no se puede entender ni Kafka ni Hasek ni los mil y un escritores y poetas como ellos desde hace dos siglos acá, y aun antes, que dice mi gato, cuando relee el trabajo de Federico Urales, más conocido como padre de Federica Monseny, sobre el discurso de los cabreros en el Quijote..., otra rareza.
Y es evidente que ir contra lo mandado, en un mundo de borregos, es una grande rareza. Pero sobre todo si no te dejas mandar ni mandas.

21 de diciembre de 2008

EN EL CAMINO


No tengo muchas palabras para comentar esto. Hace tiempo que pienso que sí, que el estudio y conocimiento del catalán, el euskera y el gallego es muy necesario para superar ignorancias miles en las molleras de los españolitos, de los más españolitos. Por eso cuando propuse, a modo de montaje bufo y exagerado, aquello de hacer obligatorio el uso del catalán en Cádiz, Málaga y Huelva, y prohibirlo en Barcelona, Gerona, Lérida y Tarragona, lo hice en esa línea y como montaje teatral irónico y desmedido...
Hoy no me sorprendo de lo que dice este juglar, del que siempre me siento compinche en casi todo, desde cómo le jarrea al diario de la linda ppogresía ppsoera (sic), hasta en eso de obligar el uso de idiomas peninsulares, vean, vean: ¡Mira, aquí está mi tío Gorostidi junto al gran Txirrita! Soy vascoparlante. I també parlo el català, a ver. Yo pondría como obligatorio estudiar otra lengua española, aparte del castellano. ¡Porque, joder, es castellano y no español, ya se lo puedes decir a tus jefes, a ver qué es eso de 'diario global en español', como si el catalán, el euskera o el gallego no pertenecieran a España!", arrecia.

20 de diciembre de 2008

DERECHOS HUMANOS


Gerardo Ramos Gucemas es uno de los referentes culturales, artísticos, personales y patrióticos (en su noble sentido) de este sitio, y otros y de otras formas, desde siempre. Tiene la suerte de ser uno de esos extremeños desperdigados por el mundo… Bueno, Gerardo siempre hace constar, en todo lo que asoma en algún medio, su condición de ser originario de la república de Llerena… Por eso si la hago extensible a Extremadura debe ser por la cosa mera administrativa y todo eso, que quien me quiera entender bien lo entenderá.
Bueno pues en el prestigioso suplemento Ñ del diario Clarín de hace poquitos días me visitó una entrevista que reproduzco fielmente, y remito al sitio originario. Que la disfrutéis. Para mí ya es suficiente regalo navideño saber algo de este amigo lejano en lo geográfico; pero de cercanía cada día más íntima, y me refiero a ideas, arte, luz, afectos…
Hace un tiempo que Gerardo ilustró, para esa revista cultural del diario Clarín, que lo entrevista, Ñ, los trabajos que Fernando Savater fue publicando sobre los pecados capitales...
A los lectores de esto, y a los llerenenses especialmente, que me lean les invito a ir al sitio y escriban algo sobre esa entrevista, ya que el sistema lo permite. De momento hay un sólo comentario del alcalde de Llerena... Yo pondré el siguiente, pues esperaba poner esto aquí y conectarlo...
En breve colgaremos el texto de la comunicación presentada, hace como dos años, a las Jornadas de Historia en Llerena, sobre la obra y vida de este pintor extremeño, poniendo en valor su obra y acercándolo de la lejanía, no sólo geográfica. El trabajo fue realizado por Julián Ruiz Banderas y uno mismo y fue publicado en las actas de dichas jornadas.
¡Larga vida y salud para Gerardo!

El pintor de la violencia
Gerardo Ramos Gucemas, un artista español que desde 1971 vive en Tucumán, habla de su obra expresionista, vitalista, existencialista, llámala como tú quieras. De Franco a las dictaduras argentinas.
Por: Ruben Elsinger

Ramos Gucemas básico
Llerena, España, 1941. pintor

Formado en Madrid, realizó sus primeras muestras en la capital española en los años 60. Cansado de la dictadura franquista, optó por viajar a la Argentina, y desde 1971 está radicado en Tucumán.
Lo que yo fuera a pintar, mejor o peor, lo podría hacer acá, con la cadencia tranquila, paciente y libre de la provincia, sin que nadie me imponga condiciones. En 2004, expuso una retrospectiva de su obra en el Museo Eduardo Sívori, de Buenos Aires. Ilustró para Ñ la serie Los siete pecados capitales, de Fernando Savater.



Afirmación de Derechos Humanos es el sobrio título elegido por Gerardo Ramos Gucemas para la exposición que inauguró el domingo 30 de noviembre y permanecerá abierta hasta el 26 de este mes en el Museo de Bellas Artes Timoteo Navarro, de Tucumán. Organizada por la Secretaría de Derechos Humanos tucumana para festejar los 60 años de la Declaración Universal de Derechos Humanos, reúne 70 cuadros que abarcan más de tres décadas de labor del pintor español aquerenciado en esta provincia. Autor de una potente obra que desborda cualquier rótulo (expresionista, vitalista, existencialista, llámala como tu quieras, se encoge él de hombros), una parte de ella tradujo a imágenes de violenta belleza los horrores de los años de plomo.

-¿Cómo surgió la idea de la muestra?

-De la Secretaría de Derechos Humanos. Consideraron que si alguien tiene una obra que se acerca a los tiempos duros que pasamos, ése soy yo. Uno de mis temas esenciales ha sido la violencia como efecto de la represión. Es decir, antes del 76 no pintaba florcitas. Los reflejos de la realidad siempre han tenido que ver con lo que yo hacía.

-¿Esos reflejos le causaron problemas?

-En 1976, a mi mujer y a mí nos echaron de la Universidad. Los militares me tenían prohibido no sólo exponer sino hasta pisar el Museo de Bellas Artes. Fue un momento muy duro, pero yo seguí con mi trabajo.

-Creció bajo la dictadura de Franco, y vino aquí, en 1971, bajo otra dictadura.

-Nadie me echó de España, pero estaba harto de Franco. Había tenido problemas de censura, porque mi obra ya era aguerrida entonces. Siendo muy joven, formé parte en Madrid de la heroica Asociación Libre de Artistas Plásticos Españoles, cuyo presidente era nada más y nada menos que el escultor Eduardo Chillida. Fue un caldo de cultivo que incentivó aún más la posición que empecé a delinear en las primeras obras que hice en España. Y que tenía que ver con Goya.

-¿Qué tenía que ver con él?

-Que me dedicase a pintar esta obra medio difícil, obra no decorativa, obra que siempre ha tenido problemas de mercado. Tuvo que ver con Goya porque de bien jovencito me lo mamé en El Prado; lo estudié mucho, leí mucho sobre él. Y descubrí un pintor que, especialmente en sus carpetas de grabados, es a la vez pintor y periodista; el primero que da testimonio de una realidad concreta.

-¿Qué ocurrió al venir aquí?

-Veni, vidi, vici. Llegué en 1971 e hice mi primera muestra en Tucumán con trabajos que había traído de Madrid. Era una pintura totalmente desconocida acá. Pegó muy fuerte, sobre todo en la gente joven. Al año siguiente me presenté en el Salón Nacional de Santa Fe y para mi sorpresa gané el primer premio. Una muestra mía en la Galería Lirolay de Buenos Aires se inauguró unos días después y fue un éxito. Todo hizo que no pensara en volverme a España. Además, Franco seguía vivo. Y para cuando se murió, en 1975, yo ya era medio argentino.

-Después vino el 76.

-Fui uno más de los que, tal vez por chiripa, no terminaron con un balazo en la nuca. A otros, tal vez por menos, los hicieron desaparecer. Yo seguía pintando. ¿Y qué iba a aparecer en mi pintura? El destino me dio facilidades para que yo expresara como artista algo que no me gustaba que pasara en la realidad, pero que me estaba facilitando pretextos para mi trabajo. El tiempo ha ido aflojando cierto énfasis excesivo que coloqué en mi obra entonces.

-Estos 70 cuadros, ¿a qué épocas pertenecen?

La mitad fueron realizados después de 2001. Habrá quienes dirán: ¿Esto qué tiene que ver con derechos humanos? Porque creen que derechos humanos es hacer un tipo con las manos atadas. Hay cuadros que sí tienen que ver con eso, porque era lo que marcaba el pulso del tiempo. Pero luego hice también mucha figura y cambiaron las actitudes de esos seres que están ahí. Y cambió también mí relación pictórica con las obras.

-Le gusta exponer mucha obra.

Yo digo que un cuadro es el capítulo de una novela. De una novela larguísima tal vez, pero sólo un capítulo. No se puede juzgar la obra de un pintor por un solo cuadro. Por eso me gustan las muestras con mucha obra. El que quiera hacer una lectura seria tiene la posibilidad. Quizás sean muy pocos los que hagan una buena lectura del conjunto. Pero es suficiente para mí.

19 de diciembre de 2008

EL PRECIO DE LOS PREMIOS⪙ PREMIO DE LOS PRECIOS

Sin ambages, sin trampas. La palabra premio ha perdido ya todo su noble significado como reconocimiento bondadoso, sin desprecio a nadie... Si es que alguna vez lo tuvo o, de buena fe, alguna gente cree que lo tiene, que las palabras son trampas que nos pueden encerrar y engañar. ¿Qué digo, premio que etimológicamente procede del latín, proemius: botín, despojo, recompensa...? Y es muy curioso lo que nos cuenta Joan Corominas en su Diccionario Crítico Etimológico Castellano e Hispánico, entre las relaciones de precio y premio, en su imposición en los idiomas romances como galardón, con significado más dulce que el mero trinque por pago de algún servicio... De ahí colijo el dicho de que todo necio confunde premio con precio... Que cuando digo que los premios son corrupción y pura mierda, que nunca dicen nada sobre el valor de alguien o de algo, de alguna obra literaria, todos me miran mal, como diciendo porque no los gana… Los premios no son más que meras instancias publicitarias, propagandísticas maquinaciones antiartísticas siempre, de alguien que no vale lo suficiente y necesita esos montajes para venderse y allegarse a lo que le importa: el dinero, las entrañas del avaro, que decían los clásicos, la pura mierda (repito con perdón del casto lector aséptico), y darse a valer de esa manera para imponernos algo, o ayudar al tinglado a mandar, de alguna manera, y a mantener los valores impositivos.
Y no, mil veces no, los premios son quintaesencia de negras entrañas del capitalismo y de vida encenagada que nos vive esta gente de orden capital, nos mata, este capitalismo especulador y torticero, en crisis permanente como sistema socioeconómico, político, social y de cultureta, en el que la competencia, la publicidad, la especulación, la impostura, la falsedad, la conversión del arte en mercancía y mero dinero es su meta, o en premio como precio...
Si eso pasa en la manipulación del premio Nobel de medicina, en los otros no se quedan mancos o faltos… Especialmente los de literatura, pues eso de los escritores de fama y tronío, en comanditas de amiguetes unidos por el negocio y el boato personal de ombligos del mundo, de casta elevada por sus mendas, se ha quedado en mero negocio especulativo. Todo a imitación de la maestría del cine, eso que algunos se empeñan en llamar séptimo arte y parte, de eso que llaman cine y sus astros, estrelllas, actores de altura y famosos de la tele, que todo eso, ese uso de superestructura de la cosa económica, vino de allá, de allá del infernal territorio de la mentira y lo especulativo y criminal llamado EEUU de Norteamérica, y el cine de Jolivu impuso su cultureta o visión de la valoración de todo arte, confundió valor, precio y premio, y aquí y allá bajándose los pantalones el culturetariado rampante, comenzando por el progre gentío, de mollera mal amueblada y a golpes de modas o de lo que le digan de última orden en modos. Hasta los que se proclaman como marxistas, que la cosa tiene gracia cojonera también.
La realidad se empeña que mis presuntas radicalidades se hagan ciertas, e incluso atemperadas, porque esa realidad es más grosera todavía.
Toda casta cultureta, o de cultura, es perversa, siempre al arrimo del poder en mando. Lo veremos, en una próxima entrada, y en el desentrañamiento de un regalito (en forma de revista oficial dirigida por un tránsfuga famoso) de los que dirigen y mandan en la Asociación de Escritores Extremeños, a la que pertenezco; pero con los que no comulgo en casi nada de sus talantes de arrimados a los mandamases y comulgantes con sus ruedas de molino. Libertad, siempre libertad, señores. Arte, arte y belleza hasta la borrachera, y no precios y premios.

15 de diciembre de 2008

UN GATO CALLEJERO: ELLA




Ocurrió como hace como una semana, o tal vez diez días. No recuerdo bien, que él lo tendrá bien anotado en el cogote.
Estábamos en la cocina, y habíamos terminado de desayunar. El cielo estaba claro y el día comenzaba a templar. De pronto dio un brinco y se puso a maullar como un descosido, de forma inusual, aunque de por sí es grande charlatán, y se lanzó fiera contra la puerta que da al patio, y quería salir por entre el cristal de la ventana, dando saltos. Reaccioné rápido y le abrí a tiempo de que se no volviera a dar de cabeza contra el cristal doble de la ventana...
Estaba sobre el tejado del fondo, el que está sobre el desván, o cuarto de la calefacción, o trastero… De rayas amarillas y blancas, y medio blanca la parte delantera, mirada bella, menuda, hermosa y gata. Indudablemente se trataba de una muy linda gatita, que miraba entre asustada e interesada para nosotros desde su ubicación previlegiada y alta. Me escabullí, para que no me viera, a la habitación que da al patio, para mirar desde la ventana grande, que sé que no se me puede ver. Voyeur de gatos.
Mi gatito le maullaba en todos los tonos que le conozco, y se le iba como para subirse por la pared, corría acá y allá sin quitar la vista a la felina, encaramada en su tejado. Ella se vino toda al borde que pudo del tejado, y miraba y alguna vez me pareció que la oí decir algo, que como la ventana tenía cerrados los cristales no quise espantar, abriéndola o dando la alarma. Gurruñau, con el rabo todo erizado y superinflado, se acercaba una o otra vez a la pared, miraba una y otra vez la forma de subir, y le maullaba para que bajara, en un holgorio que se me hace imposible de definir porque todo iba aprisa y desaforado. Inquieto, desosegado, y muy hermoso -llevo desde mayo con él y nunca lo he visto con un porte tan vital, tan guapo, y tan gatuno-…
La gatita se fue replegando atrás, temerosa, poco a poco, y esta vez si le oía emitir algún miau. Gurru saltó alguna vez, se encaramó sobre la mesa que está por los medios del patio y desde ella se ponía a dos patas, con ligeras bajadas a cuatro, en las que daba vueltas poseído de la inquietud de que la otra se le iba, y adiós, con las orejas muy tiesas y puntiagudas, el rabo largo y henchido, los miaus certeros y tonales. En efecto la gati se fue atrás y saltó hacia la derecha y se fue por los tejados por los que vino. Entonces entré en el patio y pude verla alejarse, por mi altura de vista, y como se paraba para verme, más de una vez, y como se iba, se iba…

Desde entonces no me vive, se desvive. Ayer, por la noche, y fue la noche que hizo más frío con diferencia, pasó como más de tres horas en el patio, casi inmóvil y sobre el suelo. Que si se pusiera sobre la mesa o la silla el frío de abajo es menos. Y mirando fijo, orejas alargadas en alerta, al tejado y la parte de la aparición de ella, de su gatiña linda, por donde se fue. Y no quería entrar. Le abrí la persiana de la puerta, que bajé por el frío y la calefacción y todo eso, y él que ni mu, que no entraba, prefería estar alerta por si aparecía su amor… Y así ha estado todos los días que pasaron desde que la vio por primera vez. Según sé, claro, porque esto puede ser un amor del verano, yo tal vez de la escapada… Alerta y vigilante cuando está en la cocina, y me pide que le deje salir al patio, con otro maullido más acuciante y vivo, y sale y se queda fuera. Lo mismo le da que sea una hora que dos. Él alerta, vigilante al tejado, y de cuando en vez echa una ojeada en derredor del patio cerrado, por los otros tejados y la tapia vecina, por si ella anduviese o apareciera por otra parte… Creo que debe haberla visto alguna vez, pues cuando lo he ido a rescatar del frío y el desvelo tenía el rabito como erizado y estaba muy bello y vivaz, como con esa inquietud y elevación enamorada y ese nosequé.
Me sorprende su memoria, el recuerdo vivo que le tiene… Durante gran parte del día está dormitando en la casa, en otras dependencias… Cuando entra a la cocina ¡ya estamos! ¡Qué mau y mau!, y que me abras la puerta, y que me come rápido y todo lo demás y como exhalación monta la vela, la custodia, vigilante y centinela del amor, guardián y guarda, cuidador, sereno, observando su atalaya, alerta en su torre baja, ojo avizor, argos de su paraíso, velador y espía de los tejados alrededor, al acecho con cautela y cuidado… Alguna noche he encendido la luz del patio, y como el toldo aun está replegado, pero cae un trozo sobre la lámpara, el viento lo mueve y hace juegos de sombras y fogonazos, según la destapa y oculta. Y todo eso cae sobre el tejado en que vio a la minina. Y se altera, se acrecienta su esperanza de que alguna sombra es ella que viene en la noche, por entre la oscuridad de algún deslumbro que hace el toldo con la luz, que tapa y foguea. Y se desvive, revive y maúlla, regruñe, me regruñe cuando lo observo en esas, y me mira y me dice y le digo que no puedo hacer nada… Hasta que me exaspera en su saliura y celo, o encelo, porque no es otra cosa, o es lo que otros llaman amor, sobre todo los humanos. Encelado, enamorado, apasionado, perdido, chalado, acaramelado, rendido, amartelado, flechado, engolosinado, vehemente, engolimbronado (palabra de la jerga llerenense), engatusado, ardiente, deseoso, ardoroso, conscupicente, excitado y verriondo está mi gatito.
Y sé que lo suyo es mero platonismo, que la gatilla ya ni lo recuerda, como él que la tiene clavada a fuego y celo, amor y deseo en su memoria parva de animalito. Y que a lo mejor se le pasa con este tiempo que la natura marca a felinos de encelamiento y que corre por estas fechas. Ganas me dan de ponerlo en el tejado y ,¡hala!, que ande a por su damita...
Pero me emociona saberlo enamorado, me identifico, me suliveiro y me transformo en otro gato que otea los horizontes pobres de esa realidad que nos subyuga. Debe ser la puta crisis o las miserias diversas que saturan esta vida, este mundo, esta existencia. Uno no sabe, y mientras acariciemos el sueño, porque mi gatito la sueña ahora, mientras yace tumbado a mi lado, cuando escribo esto, dormido en forma de G grande y mayúscula, con las patas estiradas y como acariciando una sombra sobre el tejado y las alturas…

Para Rosario, que me estará escuchando...

14 de diciembre de 2008

TODOS CONTRA LA REFINO





12 de diciembre de 2008

TOMA DEL AIRE


La Plataforma Ciudadana Refinería NO, uno de los movimientos con mayor dignidad surgidos en Extremadura en los 30 gloriosos años de mando sociata, ha convocado un día de toma de la finca en la que iría el invento mequetréfico de los negociantes del petróleo, de esos avispados creadores de puesto de trabajo para la muerte. Bueno la toma de la finca es algo simbólico, lo que si se tomará será el aire, que ese no lo pueden errebatar, sin infectarlo y degradarlo, como pretenden los refineros.
Hay que acudir al suceso, hay que ir a darse un garbeo por allí, hay que acudir para decir no y no, hay que estar presente para conocer a la gente más digna, sumarse a la dignificación, ante el atropello del invento... Como en 30 años de mando no han conseguido más que se vuelvan contra ellos, contra los que mandan, los datos por su mala gestión, en Extremadura; pues a la desesperada, como una apuesta por la desesperación y quemando los últimos cartuchos de las ayudas europeas al desarrollo en Extremadura, a los iluminados del régimen -seor Ibarra y compinches- se les ocurrió lo de la refinería, porque si en el año 2013 se corta el grifo de esas ayudas europeas no hay donde rascar impuestos para mantener un mastodóntico imperio de publicidad en medios, gatuperios y gastos en fatuos sucesos e inválidos trabajos, que en ningún momento han hecho que Extremadura supere los datos macroeconómicos de desarrollo en esos 30 años...

Bien es cierto que este tipo de eventos van a ir mostrando, a las claras, como se debe luchar contra el bipartidismo en danza. Porque con el canteo del pp por la refinería, por motivos electorales y de coincidencia con su homónimo en mandos, el psoe, la cosa está cantada. Y el bipartidismo ramplón, sin ideas y lleno de intereses para los bolsillos de los que representan, se ha convertido en dos polos iguales, que aspiran a turnarse el uno al otro. Así que hace falta romper ese círculo vicioso y ir pensando en crear alternativas, y por supuesto no votarlos jamás.

El día 13 con “la toma del aire” de la Sierra de San Jorge es algo más que un acto simbólico; es la rebeldía de unos ciudadanos contra la imposición de los poderosos, es la lucha por decidir ellos mismos su futuro con calidad de vida, y en libertad. Es el eterno dilema de impedir que unos pocos sigan acumulando riquezas a costa de la salud, el bienestar y la dignidad de muchos. Nos lo están manipulando todo, nos han contaminado todo lo que tocan, no debemos permitir que también nos contaminen el aire, CONSERVAR EL AIRE ES NECESARIO PARA CONSERVAR LA VIDA.

El día 13 debemos ir a la Sierra de San Jorge no sólo para reivindicar el aire, y plantar unos árboles, también tenemos que reivindicar el derecho a decidir nuestro futuro como ciudadanos libres ( y más, mucho más)

11 de diciembre de 2008

DISCURSO ÚNICO, PENSAMIENTO ÚNICO (POR IMPOSICIÓN LEGAL)

La iniquidad del poder ha llegado a que ni siquiera se puede hablar con meridiana libertad del tema, de la materia, la cuestión, del asunto, de la preocupación, del acogotamiento, cuando eso se puede usar para criminalizarte en un momento dado, como as en la manga de los que mangonean (por eso la ¿manga y el as?), con altivez de dominio; pero con disfraz de monjitas protectoras, lo que se llama poder y policía. Los que mandan y dirigen la orquesta del Todo lo han secuestrado de tal manera, y con tal avilantez y maldad que, como en otras épocas oscuras, hundidas en eso que llaman historia –y de las que no interesa por ahora su memoria ¿histórica?-, al que hable de por libre le corre el peligro de ser considerado el malo y terrorista, sobre todo ese término acuñado por el poder y sus usuarios: terrorista. Hoy y aquí. No se puede abordar semejante cosa (el término terrorista y su función en el juego sociopolíticoeconómicopolicial)como no sea utilizando, pormenorizadamente y según el protocolo, esas vacuas y absurdas expresiones que el poder ha inventado para hablar, o para que hablemos, del terrorismo (condena enérgica, consternación social...). Uno va comprendiendo mucho mejor, y es un claro ejemplo para los estudiosos de la llamada historia, lo que ocurría en la España de los siglo XVI y XVII, sobre todo, con los conversos. Y la utilización para control social, económico y político de toda la sociedad, en la que cualquiera podía ser acusado de converso falso y todo eso tan gracioso, derivado de lo que se burla con una inteligencia superior y certera, con esa ironía finísima, Cervantes en El Retablo de las Maravillas.
Se ha creado por parte de las estructuras, propagandas, púlpitos, foros y fogueos, floreos y publicidades del poder, un discurso cerrado y uno, presuntamente adecuado y correcto, muy correcto, inflamado de mentiras y medias verdades, insuflado de garzonismos cañís y esa jerga falsa y huera de la judicatura, los leguleyos y los jurisconsultos que en este mundo son para el poder y el mando de sus mendas, sus trolas y sus cavernosos procedimientos. Y sé, en carne propia, algo de todo eso. No hablo sólo por lo que veo en los periódicos, y contrasto en los antiperiódicos. Información y contrainformación que diría quien busca certezas en ese juego. Llega a tal la afinación del mal que si no usas sus expresiones, tal como se estipula y, por lo tanto, sino piensas exactamente como ellos, eres terrorista por su gracia, mira por dónde… Y no exagero nada. Y poner un ejemplo pudiera ser motivo de craso delito y callo, que a buenos lectores no le faltarán...
Que bien mirado si se ilegaliza una coalición, un partido político, unas organizaciones, que van desde una editora hasta un diario, porque algunos, pocos en el contexto, de sus militantes, cometen delitos diversos, uno no llega a ver claras las razones para hacer extensiva –por agravio comparativo- la criminalización de las organizaciones a las que pertenecieran esos sujetos. En todo caso si sucede así, aplíquese la doctrina a todo partido político u organización, sin tendenciosidad, y comparativamente agraviado. Entonces tendríamos ilegalizados los dos partidos a los que votan mayoritariamente los españoles, con sus entornos, sociedades, bancos, cubículos, marchas, retromarchas y etc. Porque gatuperios de toda laya han hecho militantes suyos, que van desde el asesinato, terrorismo, y malversando recursos del Estado, que es peor, hasta el latrocinio, engaño malgobierno, merma de los recursos públicos…, y todo eso que gotea, día sí, día también en casi todo medio, pese a que los tienen dominados; pero la merde es tanta…
Que no llego a entender esa doble vara de medir las costillas y las medidas que se toman con unos y no con otros, desde la óptica de la igualdad, la equidad ante la ley y el sentido común.
Soy lector compulsivo de Michael Foucault, entre otros insurrectos despabiladores de engañifas sociales, políticas, policiales y económicas, y a estas alturas estoy curado del espanto del poder establecido, que es siempre el mismo poder, por mucho que se vista de seda, o se cambia de collar, en todas sus manifestaciones, entornos y escondites. Desde el ministro de interior hasta el chivato –de barrio- del partido en mando que señala con el dedo y acusa con la lengua como hacha para eliminar adversarios políticos, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, demonizando... Y todos los asesinatos y eruptos contra la vida y la salud de las personas me aterrorizan, vengan de donde vinieren. Incluyo los delitos contra el espíritu, los peores, como son la imposición de un discurso oficial único, el uso de la propaganda para el engaño y la alienación y esos que todos debemos pensar… Porque si uno rechaza las acciones de ETA, también repudia las reacciones contra sus actos, en la que los paganos nada tiene que ver con ETA, venideras del poder, que tampoco es manco, si tiramos de la manta, de sus guerras y de todo eso... Que dicho ya en plata, se retroalimentan perversamente, salpicando todo con sus terrores y sus publicidades subsiguientes.
Me duelen y lamento, de la misma manera, aunque entiendo que pudiera haber más salvajada en una cosa que en otra, los asesinatos de la OTAN en el acoso contra Servia -por ejemplo-, llamándolos fallecimientos colaterales, los actos asesinos de los GAL, que los asesinatos de ETA con el uso de víctimas del conflicto... Que unas muertes sean más burradas que otras no exime a ninguna del repudio a los entornos que las han conformado, sean estos los de los gobiernos de la OTAN, los del gobierno, partidos y organizaciones españolas y francesas o de los pirados de ETA… Así de claro y sin ambajes ni peros.
Y esa es mi postura ante lo que ocurre en torno a lo que llama terrorismo el poder en mando, a lo que lo llaman todos los loros que repiten un discurso gastado, mentiroso, falso, encubridor, entregado y astragado, que nada aporta sino que uno de los contendientes acabe con el otro por la fuerza, salpicando a todos. Y de camino usen ese exterminio como depuración y aquilatamiento en la sumisión de la gente libre, del análisis que desea certezas, y de otras opciones de indagación de los hechos, que haberlas haylas, diferentes y distintas de las partes en enfrentamiento y sus discursos. No sólo vale la vía policial impuesta, ni la vía gubernamental interesada, ni la vía de los tropecientos mil interesados en el status quo del asunto, en que esto se retroalimente, que van desde empresas de seguridad a vendedores de seguros de vida, de pistolas, de pólvora o micrófonos y pago de chivatos…
Rechazad todo discurso del poder desde la base. No puede ser nunca verdad libertadora, jamás.

9 de diciembre de 2008

ESTILO LITERARIO











Gracias a Paqui, que me lo hizo ver...

5 de diciembre de 2008

RETRATO


RETRATO

A los veinte años del mayo del 68


EL ÓLEO abandonó por Liquitex,
Lacan y Lévi-Strauss por Asterix;
vendió el Max Ernst y compró un Otto Dix;
el amor renegó por “sea-sun-sex”.

Botó el “Heno de Pravia” y usó Ajax;
dejó la Leica por la Rollyflex.
No se arriesgaba sino con Durex
y en ciudades remotas –Aix o Dax.

Su alimento era el whisky. Y el Viandox.
Se burló de Pierre Daix y de Pierre Dux
y sobre el sexo se tatuó “DE LUX”.

Hoy, su furbizzia en Wall Street es vox
populi. Y sus arreglos con el tax.
De aquellos tiempos conservó el Mandrax.

Severo Sarduy

Elijo ese poema de Severo Sarduy, pues sigo leyendo sus poemas. Iba a hacer un comentario de sus excelencias en la rima, toda terminada en X, o sea en crucifixión, en tachadura, en cruce, en muerte, en señal, en juramento por cumplir, en el cruzamiento del uno que fue en aquel mayo del 68 y el otro que es ahora, en incógnita por despejar o despellejar... Y todo ese simbolismo de todo. Así como el hecho de que aparezca tres veces X fuera de la rima... ¿Solitaria como la muerte, tachando el retrato del progre cuarentón del mayo del 68? Todo puede ser, y desde luego el poema tiene sus migas y artilugios arquitectónicos de poética. Ya lo dejo para mejor ocasión pues es un torbellino de sugerencias, pasiones, ideas, sentimientos, sentidos... Y traigo aquí parte de lo escrito, en este mismo sitio, porque me ha sorprendido a mí mismo, como cuerpo de toda una poética de mis últimos tiempos de escritura. Reveladora escritura la de Sarduy.

Leído lo cual me inflamo de ardor guerrero, me escarrancho (verbo del habla de Llerena) en mi hermoso trono catalán y me lleno de vanagloria y orgullo de la casta brava y buena. No estoy solo, ¡no estoy solo!… ¡La pasión de Sarduy está conmigo! Ella, con otras muchas, me guían.

Frente a poetas hueros y garrapatas, miméticos del día; frente a los poetas ruinas y de trepas, frente a poetas pose de poltrona y cargos políticos de garrafa, frente al manejo del mercado y del Capital Editorial, frente a la linda progresía poética, regresada a sus intereses de cama, mesa y misa, presuntamente marginal y fiera furiosa, frente a tanto manijero político y poético, frente al uso indebido de todos los ministerios y covachas, y despachos y tugurios y misterios de las administraciones con poder para domeñar y servirse de ellos para elevar a la categoria de poetas a simples zampabollos ganavotos y ganapanes, zampapanes, ñampazampas, menesterosos y emborronafolios fatuos de lo que llaman poesía y no es sino mimetismo de malas traducciones de algún tipo de inglés (del mucho que se masculla), mamotretos con presunción de interés y ese halo, ¡ay!, ese olor a ministerio y misterio, diputación y conse(r)jería, y entendidos, a gente de clan y de partido, de la misma cuerda o soga, o trinque, bebercio, y todos tan cuerdos con la tira y guita, a olor cochambroso de profe aficionado, que mira la creación como un examen de alumno, y la juzga si suspensa o aprobada. ¡Mastuerzos! Frente a esos poetas oficiales que sólo buscan figurar a toda costa y costo público, debidamente pasado como ayuda o subvención a la empresa privada, en no pocos casos… Frente a la morralla esa y pese a ella, la tradición tupida y lujosa, derrochadora de la poesía en castellano, mi lengua y mi patria, campando por mis fueros entre el deseo y la muerte. Sonetos, sextinas, décimas…, todo realmente libre y libertario frente a la ocurrencia que, con cinismo mayestático, llaman libre, o verso libre. ¡Como si pudiera ser de otra manera!

3 de diciembre de 2008

ARTE Y MERCANCÍA




Voy al diario La Gaceta, de Tucumán, en La Argentina y en su buscador escribo Gucemas, y me sale la tacada de 81 entradas, que hacen referencia al nombre puesto, y todas indudables al pintor. No hay otro... Me refiero a Gerardo Ramos Gucemas, mi amigo Gerardo, el llerenense afincado desde los años setenta en La Argentina. Que expone tal como hoy una enorme muestra de más de 70 pinturas, como previamente ya había anunciado desde otra entrada.
La pintura y figura de Gerardo Ramos Gucemas es uno de los motivos centrales que mueve este sitio. Por su calidad artística, por la amistad y por la complicidad en lo que llamaría el arte e incluso la vida. En Tucumán, el llamado jardín de la república Argentina, Gerardo es un pintor e intelectual de referencia, y por tanto también en toda la república. Pero ciñámonos a Tucumán. En lo que rastreo en La Gaceta aparece como uno de los pintores que da valor a la colección del museo público más importante, como el ilustrador de una portada de la novela de un escritor (lo conocía como ilustrador del diario Clarín de Buenos Aires), así como aparece citado en una frase de referencia, etc. Y a uno esto le ennoblece y alegra, pues es Gerardo una persona y un artista con mucha experiencia, inquietud, afanes, valentía plástica, originalidad y valores. Un artista que uno quisiera recuperar para este país y esta región de Extremadura por sus aportaciones positivas a la pintura, dentro de la veta brava -como le gusta decir al amigo Julián- de las artes plásticas, y como aportación de la contemporaneidad, definitivamente moderna... Recuperación que se retarda, no tanto por la falta de motivación de Gerardo, como por cierta ceguera de los responsables de un Museo de Arte Iberoaméricano, en Badajoz, que carecen de visión y de esa proyección para con la que fue creado, que parece sólo de propaganda cuando no de todo lo contrario o al servicio del culturetariado subvencionado. No es, Gerardo, lo que aquí constituye el típico famoso pintor que forma parte del culturetariado militante, no, Gerardo tiene la valentía de sostener un discurso creativo fuera de intereses de mercado y exclusivamente plástico y estético en su pureza. Su taller personal es toda una institución formativa de élite, en ese sentido de rigor artístico. Las muestras de las referencias a su persona como artista, en el diario de la población y región en que vive, a ese taller, nos lo avisan. De entre tanta alusión a la actividad y presencia de nuestro pintor, entresacamos esta información sobre la inminente exposición de ahora mismo, sus recovecos y situaciones.

La Gaceta, 2 de diciembre, 2008

ARTE/DERECHOS HUMANOS

En Tucumán, el arte no ha llegado nunca a ser mercancía

El jueves abre en el Timoteo Navarro una muestra con 70 obras de Ramos Gucemas

En mi muestra se podrá ver obra mía de los años duros y de la época actual. Hay 70 obras, distribuidas en todo el museo Timoteo Navarro. Tanta obra van a ver, que me van a terminar odiando, afirma, con el sarcasmo que lo caracteriza, Gerardo Ramos Gucemas, español de nacimiento y tucumano por adopción (se radicó aquí en 1971 y desde entonces ha hecho de Amaicha del Valle su paraíso en la Tierra) y uno de los artistas más representativos de la plástica tucumana del último medio siglo.
La muestra que se inaugurará el jueves, a las 20.30, en el Timoteo Navarro, es organizada por la secretaría de Derechos Humanos de la Provincia, con el auspicio de la Caja Popular de Ahorros, en conmemoración del Día de los Derechos Humanos, que se celebra el 10 de este mes.
Ramos Gucemas le cuenta a LA GACETA que hacía bastante tiempo que no exponía. Creo que la última vez fue cuando ya había empezado el siglo XXI. Y cuando el secretario de Derechos Humanos (Daniel Posse), a quien yo no conocía, me invitó a montar esta muestra, me interesó, ya que toda mi obra está imbuida de los derechos humanos, con planteos éticos, afirma.
Sarcástico en su decir castizo, polemista de los de antes, Ramos Gucemas no se amilana cuando se le pide una opinión sobre las nuevas generaciones de artistas tucumanos.
No veo demasiado de lo que hacen los jóvenes; pero me temo que, por lo general, hacen una rápida incursión en propuestas que se hacen en otros lados de nuestro planeta. Y que por ahí están desconectados de nuestra realidad cercana. Pienso que quizás les faltaría una atención cercana a la realidad propia. Desde el punto de vista formal -continúa -a lo que aspiramos es a que los chicos y las chicas aprendan a dibujar correctamente. Así como los escritores tienen que aprender primero cómo se arma una oración, aquel que se dedica a las artes plásticas tiene que aprender primero a dibujar y a pintar, porque eso es el basamento del oficio. Después, que hagan lo que quieran. Las instituciones educativas deberían darle más importancia a la formación completa del artista, observa el pintor.
Tengo un taller abierto desde hace seis años, he visto una maravillosa evolución de cómo ellas han ido atesorando lenguaje y oficio, dice Gucemas, y aclara: y digo ellas porque la mayoría son mujeres. Y eso ocurre porque afortunadamente las mujeres empezaron a abrirse a prácticas a las que no se habían animado. La mayoría de la gente que viene a mi taller son profesionales: arquitectas, psicólogas; otras vienen de la Facultad de Artes, a la busca de una obra personal, evalúa Gucemas.
Se le pregunta si en Tucumán hay mercado de arte, y el sarcástico Gucemas vuelve a la carga: En Tucumán, tal vez tenemos el beneficio de que no ha llegado nunca a ser mercancía, con lo cual los que todavía pintamos estamos a salvo de los vaivenes mercantiles que crean expectativas que en gran medida son falsas, y que le dieron al arte un valor subjetivo y falso.

Ilustraciones: Gerardo Ramos Gucemas en su taller, y dos pinturas suyas

1 de diciembre de 2008

MIKEL LABOA

Desde el punto de vista personal, meramente humano, uno tiene cierta debilidad por lo que conoce de los vascos. Soy apasionado lector de Julio Caro Baroja y del algunos estudiosos de costumbres, vida, lengua, literatura, cultura e historia de los vascos. Y un admirador de sus músicos, poseyendo una colección de discos y cedés nada desdeñable; algunos de los que escucho con delectación y gozo, siempre que puedo, y puedo casi cada semana. Hace pocas me dio precisamente por Laboa... Amo la cultura vasca, limpia de polvo y paja utilitarios y demagogias propagandísticas de unos y otros. Decir que uno ama y gusta de la cultura vasca es peligroso en esta tierra, por alguna mala costumbre de las molleras indígenas, mala costumbre atemperada por la publicidad mediática, en la que todo lo vasco aparece como malo y cuasietarra.. Como tantas cosas en Extremadura, pringadas de la ignorancia, miedo y odios de los políticos ceporros que nos malgobiernan y de sus mentores, esa mayoría atravesada y dando piedras para que nos rompan los cristales los manijeros del cortijo. Soy un apasionado de la cultura vasca y no me ha faltado interés y ganas de aprender lo que queda del euskera.
Y como pasión por esa cultura, fuera de folklore y usos historicistas, tan equiparable como mi pasión por el uso de la lengua castellana como materia poética, uno lee y escucha a gente del ámbito creativo de Euskal Herria.
Esta mañana me entero de la muerte de Mikel Laboa… , con el que algunas veces tarareo entre mí aquello de,
Aita semeak, tabernan daude,
ama-alabak jokoan
... ... ... ... ... ... ... ... ...
Que él canta con Oskorri, y tengo, en el doble cd por la conmemoración del 25 aniversario del grupo musical vasco. Y recuerdo también su aportación a un disco libro, que con letras de Bernardo Atxaga, salió en 1996, número 7 de la colección Lcd de El Europeo, Nueva Etiopía. Musicaba el texto que Atxaga hace sobre el poeta en euskera, Lizardi, cuyo texto me sirve para completar este pequeño homenaje y recuerdo a un cantante y compositor que me hace pasar buenos momentos espirituales. ¡Gracias Mikel Laboa por haber vivido!

Lizardi

Lizardi, Rimbaud etorri duk hitaz galdezka
eta gu ere hire zain geundela
esan zioagu
ez hitzela aspaldi azaldu
etxetik
eta belatzean eseri gaituk denok
erlojuak janez
baina mezularia bidali diagu Alosko torrea
eskilara luzetan
beleak uxatzen
ote hintzen ikus zezan
gero kanpaiak entzun dizkiagu
zakurrak zaunkaka
orduan sortu haiz bidetik
balantzaka
eta hirekin aurrez aurre jarri garenean
zerraldo erori haiz gure oinetan
eta gorpu gogor hintzen
udazkenaren tronoan
hertsi dizkiagu begiak
adiosik ez
eta goizaldean
muxika hezur batetan sarturik
o petit poéte
pirotekniarik gabe lurperatu haugu
baratzan.

Lizardi, vino Rimbaud preguntando por ti,
y le dijimos

que también nosotros te esperábamos,
que hacía mucho tiempo que no aparecías
por casa;

y nos sentamos sobre la hierba

y enviamos mensajeros
a la torre de Alós

por ver si estabas

ahuyentando cuervos
en aquellas largas escaleras.

Luego escuchamos las campanas,

los ladridos de los perros.

Surgiste de pronto en el camino
dando tumbos,

estabas por fin entre nosotros,

pero sólo eras
un cadáver
sentado en el trono

de un otoño ya perdido.
Alguien cerró tus ojos,

adiós, adios,
y amanecía sobre las zanahorias,

sobre la huerta,

cuando te enterrábamos,

oh petit poète,
sin canciones, sin cohetes,

colocado cuan largo eras

entre los terciopelos

de un hueso de albaricoque.


Bernardo Atxaga

Escuchemos: